Los colores del románico

Al que quiera azul fuerte que le cueste, debían decir los artistas del románico hace 1000 años…

Los colores del románico

baldaqui1

Baldaquín de Ribes / Museo Episcopal de Vic

En el arte románico (Siglos XI-XIII) las iglesias estaban decoradas con colores fuertes y vivos. Los muros, las tablas de los altares y las esculturas del templo estaban pintados con colores expresivos para impactar a los fieles y despertar el sentimiento de devoción. Las imágenes y su simbolismo eran de suma utilidad para que las personas que no sabían leer pudieran interpretar los Textos Sagrados a través de éstas, hecho relevante en una sociedad donde Dios era el centro de todo y la vida giraba en torno a Él.

Buena parte de los colores de esa época se obtenían de minerales presentes en la naturaleza que se molían y trataban hasta convertirlos en pigmentos aptos para pintar. En Cataluña predominó el uso de un azul autóctono, “el azul catalán”, que provenía de la aerenita, un mineral muy abundante en los Pirineos y por lo tanto, no muy difícil de conseguir. Es el azul que encontramos, por ejemplo, en la conocida pintura mural de Sant Climent de Taüll. Sin embargo, también se utilizaban otros materiales de condición más lujosa, lo que podía interpretarse tanto como una ofrenda a Dios, como una muestra de ostentación de los aristócratas o eclesiásticos que pagaban las obras. En este sentido, un pigmento muy prestigioso y apreciado por pintores y mecenas del románico era el proveniente del lapislázuli, una piedra semipreciosa originaria de Afganistán. Su color azul intenso se utilizaba en obras más exclusivas, como ser el Baldaquín de Ribes de principios del S.XII. Esta pieza se la considera una de las mejores pinturas sobre madera del románico catalán. Los baldaquines estaban colocados originariamente en el ábside de la iglesia, sobre el altar, ligeramente inclinados y sostenidos por dos vigas para poder ser contemplados desde la nave. Su función era la de proteger y poner en relieve el altar, punto más importante del interior de la iglesia. Sorprende la enorme superficie en que se emplea el lapislázuli en esta tabla, ya que era un material muy caro que costaba tres veces su peso en oro. Además, era complicado trabajarlo, lo que demuestra que su artista realmente dominaba la técnica. Como si esto fuera poco, en el Baldaquín de Ribes se ha encontrado que se utilizó aceite de linaza como medio y fijador de algunos pigmentos. Esto es bastante singular porque en aquella época era habitual usar aún el temple de huevo, donde la yema servía como aglutinante. Gracias a esta innovación, el artista consigue unas transparencias que convierten a esta pintura en pionera. Los otros casos conocidos en Europa donde se ha aplicado el aceite son posteriores.

Además de colores de origen mineral se empleaban también colorantes vegetales, que tras ser convertidos en pigmentos podían utilizarse igualmente en pintura. Por ejemplo, un azul muy afamado era el índigo, originario de un arbusto de las Indias Orientales. Era considerado un signo de opulencia y se han localizado restos en una obra de gran calidad del S.XIII: el Frontal del Altar de Llucà. Esta pieza está presidida por la figura de la Virgen con el Niño y cuatro compartimientos a los lados con distintas imágenes. En uno de ellos se representa la escena de la Adoración de los Magos y se han encontrado restos de índigo en la túnica de uno de los reyes. Es interesante que el azul índigo, en su versión sintética, se utiliza aun hoy para teñir los tejanos.

Si quieres saber qué otros sofisticados materiales se aplicaban para dar color a las obras de esta época, quienes eran los artistas y quién les proporcionaba los medios para su tarea, no dejes de visitar el Museo Episcopal de Vic (MEV) y su exposición “Pintar hace mil años. Los colores del románico” presente en el museo hasta diciembre.

Fuentes:
http://www.museuepiscopalvic.com/blogpintar/
http://ccaa.elpais.com/ccaa/2014/08/16/catalunya/1408191465_698327.html

0 Kommentare

Antwort hinterlassen

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>